Canal Antigua

Somos información

Avance real del plan nacional de vacunación en Guatemala

5 minutos de lectura
En entrevista con Nancy Sandoval, preside la Asociación Centroamericana y del Caribe de Infectología (Acencai) y la Asociación Guatemalteca de Enfermedades (AGEI); y con Karin Slowin, del Laboratorio de Datos.

Aunque se habla de la eficacia de los beneficios de la vacuna de una manera contundente por parte del gobierno de Guatemala. Para la doctora Nancy Sandoval, quien preside la Asociación Centroamericana y del Caribe de Infectología (Acencai) y la Asociación Guatemalteca de Enfermedades (AGEI).

Los datos de la vacunación está  por debajo del 20% de los esquemas completos, para ser efectiva  contra la variante Delta se debe tener un esquema completo.

Según Sandoval, en el tema de vacunación van cerca de los 7 millones personas alcanzadas pero no se llega a 3 millones más, refiriéndose a las personas que tienen un esquema completo.

En cuanto al tema de la disminución de los casos se menciona que el índice a bajado, sin embargo este no refiere una lectura correcta porque estos muestran que están arriba de un 15% a 17%, y hace un par de días más del 20%.

Hablar de la disminución de los casos es al menos tener dos semanas sostenidas por debajo de un 5%.

Lectura del movimiento de los hospitales

En relación al tema de los porcentajes de ocupación, la experta hace referencia del hospital temporal Parque de la industria el cual estuvo  cerrado y recientemente se habilitó con una reducción de camas. Por lo tanto no se puede decir que se posee un sistema con capacidad de atención.

“Haría eco de la situación de la desinformación»…»No me parece que únicamente sea una situación de desinformación y antivacunas o de anticiencias, sino que me parece que hay una responsabilidad del gobierno en la poca asertividad para la campaña de vacunación”, refiere Nancy Sandoval.

El Análisis del laboratorio de datos ofrecerá el cuarto informe acerca de exceso de mortalidad  el cual muestra un comportamiento atípico que responde a dos cosas: la primera es la pandemia en si misma, es decir, una mortalidad y una enfermedad. En el caso del estudio se refiere a la mortalidad producida por el virus que está afectando al planeta.

Por otra parte se tiene una respuesta todavía más debilitada, la que históricamente se conoce de la red de servicios públicos de salud, en ese sentido se han tenido que enfocar en la atención a la pandemia. Pero existe descuido para atender las operaciones regulares de los programas establecidos.

Karin Slowing comparte que el resultado de esta combinación ha sido efectivamente letal, no solamente por la letalidad de las muerte por COVID-19, sino especialmente para las personas que tienen enfermedades crónicas como diabetes e hipertención, donde se han visto los promedios históricos de mortalidad por estas causas.

A esto suma la niñez por desnutrición y la reducción de la vacunación infantil, por lo que los expertos hacen referencia que lo que se observa en una política en el manejo de la pandemia que no se ha enfrentado adecuadamente para reforzar el sistema público de salud a pesar de haber tenido recursos.

Toda la literatura y la evidencia científica muestra que existen dos temas claves para que una campaña de comunicación a nivel de estrategia de implementación de vacuna sea efectiva.

Lo importante es tomar en cuenta la transparencia, la sencillez y la confianza que pueda trasladar el gobierno y sus respectivas instituciones  a la población.

Es relevante acercar la vacuna a la población, pero no centrase en una región metropolitana o alrededor de la capital, hace falta que la información llegue más allá de las redes sociales  o quienes tienen la facilidad para tener esta herramienta tecnológica.

Se considera que el gobierno debe apoyarse más de las autoridades locales o líderes comunitarios. Algunas de las municipalidades han sumado un esfuerzo positivo, sin embargo hace falta fortalecer estrategias.

La inmunidad colectiva

Las personas vacunadas no están llenando los hospitales, son aquellas que no han tomado la decisión de vacunarse. Lo que el guatemalteco debe comprender es que la vacunación evita las complicaciones, la gravedad, la hospitalización y la muerte.

El gobierno de Guatemala anunció semanas atrás que se estaba negociando la compra de 4 millones de dosis de AstraZeneca y luego no hubo retroalimentación para el pueblo de esta información. Otro de los temas es la preocupación que se mantiene con la vacuna Pfizer en tema de la cadena de frío en los departamentos.

En este sentido se hace referencia al no permitir el avance más rápido en los procesos de vacunación en los departamentos. Esto exige que se preparen condiciones en la cadena de frío para una vacuna que lo exige.

Se tienen 2,600.000 dosis de vacuna disponibles lo que significa que la vacuna puede llegar hasta fin de año pero acelerando procesos.

Se bajó el ritmo de vacunación

Para los especialistas se debe agilizar los procesos, porque mientras más cerca está el fin de este año 2021 se continúa lejos de la meta, por lo menos para las edades de 18 en adelante.

Esto quiere decir que le número de dosis aplicada diariamente debería subir, la estimación que hacen los expertos es que debería estar en 140 mil dosis, para que en el mes de enero esté cubierto este rubro de la población.

Hasta el momento el número a bajado de las 70 mil diarias que se habían logrado. Para la representante del laboratorio de datos esto contrasta con el tema de disponibilidad de las vacunas hasta fin de año lo que se considera relativo y dependerá del ritmo con el que se está planificando aplicar la vacuna disponible y las cantidades.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *