ACTUALIDAD

«Chucky» y México llevan a una película de terror al campeón Alemania

17 junio, 2018 Marco Sajquin

México dio el primer campanazo de Rusia 2018 al derrotar 1-0 a Alemania, defensora del título, con gol de Hirving «el Chucky» Lozano, en el duelo que se disputó en el estadio Luzhniki este domingo en Moscú, en la primera jornada del grupo F del Mundial.

En los primeros 45 minutos, México fue mejor que la potencia europea. En un contragolpe (35), Lozano recibió en la izquierda, fintó a Mesut Ozil y ejecutó al capitán de la Mannschaft, Manuel Neuer.

La mejor ocasión alemana llegó en el 39, cuando una falta lanzada por Toni Kroos la tocó «Memo» Ochoa y se fue al larguero.

Nadie, ni el periodismo ni los aficionados, esperaban que el Tri tuviera un gran inicio en el Mundial.

Alemania se cansó de fallar en un partido en el cual México se vio mejor de forma física que los veteranos germanos.

Histórico

Con este triunfo, México se sitúa al frente del grupo F, completado por Suecia y Corea del Sur, que juegan el lunes.

Fue la primera victoria del Tri ante Alemania en seis partidos oficiales. La Mannschaft, que busca convertirse en el primer país que defiende con éxito la corona desde que lo hiciera Brasil en 1962, había ganado sus últimos siete partidos de debut en un Mundial.

Tras una preparación marcada por la polémica y con solo un gol en tres amistosos, el Tri se despertó el día señalado, ofreciendo su mejor versión en el escenario perfecto.

Antes del gol de Lozano, las mejores ocasiones de la Mannschaft las tuvo Timo Werner, debutante mundialista y heredero del legendario Miroslav Klose como ariete. Primero disparó demasiado cruzado (3) y luego embocó sin colocación a las manos del ‘Memo’ Ochoa (20).

El marcador en contra agitó a la propietaria de cuatro estrellas mundiales, que revolucionó los últimos minutos de la primera parte. Entonces (39) Toni Kroos lanzó una falta que tocó Ochoa y se fue al larguero.

Tras pasar por los vestuarios, México dio un paso atrás y esperó a Alemania para matar el partido con un contraataque. Chicharito y Vela tuvieron el 2-0, pero el primer falló en el paso de la muerte al segundo (57).

Desquiciada, la campeona del mundo no encontraba la manera de batir a Ochoa. Kroos y Draxler multiplicaban sin éxito los disparos.

En la recta final, México siguió perdonando la sentencia. Miguel Layún, que jugó como extremo derecho, disparó en dos ocasiones fuera de la portería (78 y 81).

«¡Si se puede! ¡Si se puede!», gritaban en los minutos finales los casi 40.000 mexicanos que acudieron al estadio. Y finalmente el Tri lloró para celebrar una victoria histórica.

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS