ACTUALIDAD

Con un salto quería mejorar su práctica, un nuevo intento para Ken

13 mayo, 2017 Anamaria Arroyo Diario Digital

Ken Franzua Morales, de Izabal, es un joven atleta que quiere mejorar las condiciones para la práctica de salto alto superando el récord impuesto por Teodoro Palacios Flores en 1960. Este sábado 13 de mayo intentó batir el récord por tercera vez, pero no lo logró.

Un récord a batir

Morales practica el atletismo, tal como la leyenda del deporte guatemalteco Teodoro Palacios Flores. El joven deportista comenta que no ha tenido el equipo necesario para hacer una buena práctica.

Se sentía muy motivado para romper el récord en esta tercera ocasión pero como él mismo dice “no todos los días los atletas están en su óptima condición”. Ken indica que es por culpa da una molestia en el talón por unas zapatillas que no son para su deporte

Un nuevo intento para el atleta. Foto por Fabricio Alonzo

Un nuevo intento para el atleta. Foto por Fabricio Alonzo

El 1 de abril saltó 2.10 metros, pero él comenta que lo hizo improvisando pues no contaba con colchoneta. “Me sentí admirado por lo que alcancé, ya que 6 meses antes no había tocado una colchoneta”. Morales dice que no continuó intentando batir el récord en esa ocasión pues tuvo un calambre por la falta de práctica.

Morales hablando con su entrenador. Foto por Fabricio Alonzo
Morales hablando con su entrenador. Foto por Fabricio Alonzo

Agradece también a Juan de Dios Reyes, presidente de la Federación Nacional de Atletismo, quien según el atleta es de mucho apoyo pero no siempre se entera de cómo van las cosas. “A él le dijeron que sólo se necesitaba un cobertor para el proteger la colchoneta de la lluvia, pero en ese momento hacían falta cobertores, colchonetas, altímetros y varilla… y zapatillas”

En pleno salto Foto por Fabricio Alonzo
En pleno salto Foto por Fabricio Alonzo

Ken Morales tiene una competencia pendiente en el extranjero, pero teme que vaya a suceder lo mismo que en esta ocasión y no llegue a su mejor altura por la falta de insumos. “Estoy orgulloso de mis logros, pero duele cuando no hay apoyo”, dice el atleta. “Aún no sé si iré a Estados Unidos o a Cuba”.

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS