ACTUALIDAD

Estadounidenses llevan sus pasaportes por temor a agentes de Inmigración

16 agosto, 2019 Redaccion Canal Antigua

Alejandra Durán quedó devastada el día que decidió que era hora de solicitar los pasaportes estadounidenses para sus hijos. No fue porque planearan hacer un viaje al extranjero.

En cambio, la asistente legal de 42 años que vive en Tucson, Arizona, dice que sintió que sus hijos necesitaban pasaportes para estar protegidos mientras hacían su vida cotidiana en Estados Unidos.

El relato

“Me siento incómoda y me siento insegura porque tengo acento”, dijo Duran, una ciudadana estadounidense naturalizada que nació en México.

Ella dice que sus tres hijos viven en Arizona y nacieron en Estados Unidos, pero todavía tiene miedo de que si los detienen algún día, las autoridades no les creerán y tendrá que demostrarlo.

“Con la nueva administración, ese miedo es más grande de lo que solía ser antes”, dijo. “Trato de explicarles a mis hijos que tienen todos los derechos de los ciudadanos, incluso si no tienen ojos azules, que los juzgan por su color y que tienen los derechos de estar aquí”.

Cuando se le preguntó sobre tales temores, el portavoz de Inmigración y Control de Aduanas, Richard Rocha, dijo en un comunicado que los rumores infundados están “siendo difundidos por aquellos que se oponen, o no entienden, la aplicación de la ley de inmigración”.

“Debido a todas las imprecisiones que se transmiten, ICE comprende lo difícil que puede ser para el público estadounidense examinar una multitud de tergiversaciones para encontrar la verdad”, dijo.

“Los hechos son: ICE no realiza ‘redadas’ indiscriminadas. Los agentes de ICE conocen sus objetivos previstos antes de emprender cualquier arresto general. Los agentes no solicitan al azar pruebas de su estado migratorio. La mayoría de las personas arrestadas por ICE en todo el país son detenidas después de ser liberadas de una cárcel local tras el arresto por un crimen”.

 

Un agente de la Patrulla Fronteriza revisa las identificaciones de los pasajeros en 2013 abordo de un tren Amtrak de Chicago a Nueva York.

Pero Duran no es la única que comparte preocupaciones de que ella y su familia algún día podrían verse obligadas a demostrar que pertenecen a Estados Unidos. A medida que el gobierno de Trump amplía sus esfuerzos para tomar medidas enérgicas contra la inmigración legal e ilegal en las últimas semanas, una serie de ciudadanos estadounidenses recurrieron a Twitter para compartir sus preocupaciones y hablar sobre sus planes para llevar sus pasaportes.

Joey Reyes es uno de ellos. Él le dijo a CNN que comenzó a llevar su pasaporte el mes pasado mientras renovaba su licencia de conducir. Y no ha dejado de hacerlo.

El productor y gerente de teatro de 24 años, que vive en Nueva York, dijo que el caso de un adolescente en Texas que estaba bajo custodia de ICE lo dejó conmocionado.

“Últimamente he estado pensando mucho”, dijo, “incluso me desperté de una pesadilla en la que me detenían”.

No hay forma de cuantificar cuán extendida se ha vuelto la práctica de los ciudadanos estadounidenses que llevan sus pasaportes. Muchos estadounidenses se dedican a sus asuntos sin llevar pasaportes u otros documentos de identificación. Y no hay una ley que establezca que los ciudadanos estadounidenses deben llevar identificación con ellos en su vida diaria.

Pero que alguien se sienta obligado a hacerlo es una señal preocupante de los tiempos, dijo Carlos Guevara, asesor principal de políticas sobre inmigración en el grupo de defensa UnidosUS.

“Es triste decir que estamos teniendo este tipo de conversaciones”, dijo, “pero se están volviendo más frecuentes”.

 

*Fuente CNN

 

Vea también:

Trump se plantea comprar Groenlandia, según fuentes

 

 

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS