Canal Antigua

Somos información

Esto dijeron la madre y el abuelo del atacante de la escuela

2 minutos de lectura

La madre de Salvador Ramos, el atacante de la Escuela Primaria Robb en Uvalde, Texas, dijo que estaba en estado de shock y pidió perdón después de que su hijo disparara y matara a 21 personas el martes.

“No tengo palabras, no tengo palabras para decir, no sé lo que estaba pensando. Él tenía sus razones para hacer lo que hizo y por favor no lo juzguen. Yo solo quiero que los niños inocentes que murieron que me perdonen», dijo el jueves Adriana Martínez a Televisa.

Martínez describió a Salvador Ramos como «tranquilo».

“Él era muy callado. Era muy callado. Él lo era. No molestaba a nadie, no le hacía nada a nadie”, dijo a Televisa.

El abuelo de Salvador Ramos dijo el jueves que conoce a muchas de las familias afectadas por la masacre.

“Algunos de ellos son mis amigos, y voy a tener que enfrentarlos algún día”, dijo Rolando Reyes.

La esposa de Reyes fue la primera víctima ese día; recibió un disparo en la cara en su casa antes de que Ramos condujera hasta la Escuela Primaria Robb y matara a 21 personas.

Una bala perforó la mandíbula y la parte superior de la mejilla de su esposa, dijo Reyes, y ella necesitará una importante cirugía reconstructiva en un hospital de San Antonio.

La abuela del atacante «hizo todo por él», dijo Reyes, incluso cocinar y recogerlo de los turnos de trabajo tardíos en un restaurante de comida rápida, y no entiende por qué el joven de 18 años la atacaría.

Reyes es el padre de la mamá de Salvador Ramos, y ella ha estado llorando tanto desde el tiroteo que uno de sus ojos está casi cerrado por la hinchazón, dijo Reyes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *