ACTUALIDAD

Fernanda Gomar: La artista del maquillaje

7 mayo, 2017 Haydee Archila ContraPoder

Fernanda Gomar no es la típica creativa que comenzó a experimentar de pequeña con lo que sería de grande. De hecho, fue ya mayor cuando descubrió lo que deseaba hacer con su vida. “Ni mi mamá ni mis hermanas se pintaban el rostro, así que no estaba familiarizada…Eso sí, me gustaba dibujar en especial con acuarelas o témperas; todo lo que llevara pinceles”, recuerda.

Tiene 29 años y desde hace una década se dedica al maquillaje con especialidad en cine, televisión y moda. Mucho de su trabajo se puede apreciar en Instagram: desde colores vivos en los párpados al nude makeup  y estrellas o brillos en los pómulos. Difiere de otras maquillistas por su técnica sutil y la creatividad con la que realiza cada proyecto.

Foto: Archivo/Contrapoder
Foto: Archivo/Contrapoder

Hace ochos años trabajaba en un salón de belleza como estilista y un día le pidieron que maquillara a una clienta. No tenía idea de lo que hacía, pero realizó la tarea con éxito. Así fue como, según dice, se sembró la semilla en ella para esa profesión, casi de manera fortuita.

Entonces decidió irse a Cazcarra Image Group, en Barcelona, España, para especializarse en cortes de hombre y de mujer, durante dos años. Mientras estaba allá visitó una feria de belleza, de esas en las que participan todas las academias del área.

Llamó su atención un stand en el que hacían maquillajes corporales. Se acercó, le ofrecieron el plan de estudios para esa escuela y lo aceptó. “No fue nada planeado”, dice Gomar.

En Barcelona le ofrecieron quedarse como embajadora de marca, para vender y dar clases en la misma academia en donde estudiaba. Sin embargo, en esa época España se declaró en crisis económica, lo que les impidió contratarla.

Antes de volver a Guatemala, un amigo cineaste que hacía un cortometraje, le pidió que le trajera algunos artículos para realizar efectos especiales. De nuevo, la curiosidad la motivó a efectuar un curso de dos semanas para hacer este tipo de maquillaje y se involucró en la producción. A partir de entonces se hizo conocida en el ámbito, entre fotógrafos y estilistas de moda.

El tiempo e inspiración

Su inspiración, según explica, es cada persona.

“Cada cliente es un individuo único, con sus colores favoritos, su forma de pensar, de vestir. No es mi estilo; me reflejo mucho en el estilo del cliente, poniéndole detalles míos”.

Hace maquillajes para bodas, 15 años o primeras comuniones, entre otros. También trabaja para pasarelas y fotografías (es lo que más le gusta, porque puede ser más creativa), y maquillaje de fantasía.

Un Easy Makeup , que es aplicar delineador, base, blush,  pintalabios y máscara de pestañas, lo trabaja en 15 minutos. El Express , que no lleva cuidado de la piel ni primer  (prebase), es de 30 minutos. El Full  tarda entre 40 y 60 minutos, porque lleva cuidado de la piel, y primers  para que dure 24 horas si es necesario (como el que utilizan las novias, las mamás de las novias o invitadas).

comillasLos fines de semana para una maquillista no existen. El día sábado es para laborar de sol a sol”, dice con un suspiro, mientras termina de agendar el trabajo para una novia.

Foto: Archivo/Contrapoder
Foto: Archivo/Contrapoder

 Sus recomendaciones

Para evitar las capas de maquillaje, Gomar sugiere que la persona cuide constantemente su piel.

comillasSi está hidratada, no es necesario poner gran cantidad de base. Eso se logra tratando la piel todos los días, no solo en el momento en que vienen acá. Hay que exfoliarse una vez por semana o hacerse faciales; así la maquillista no tendrá necesidad de tapar tanta imperfección”.

Aunque no planeaba dedicarse a esa profesión, este trabajo le ha enseñado que la gente debe aceptarse tal y como es.

ComillasCuando comencé a maquillarme era para corregirme y para tratar de ser otra persona; pero en realidad, solo se trata de realzar tus cualidades para que no se noten tanto tus defectos”, dice.

Por eso tiene como regla que sus maquillajes sean naturales. “Nunca paso esa raya, esa finita línea de cambiarte en alguien que no eres”, concluye.

 

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS