ACTUALIDAD

Hallan fragmentos de cuerpos de familia desaparecida, fueron desmembrados y quemados

8 marzo, 2017 Evelyn Ruano Diario Digital

La policía halló restos de cuerpos humanos pertenecientes a la familia Troadec, cuya desaparición mantuvo en vilo a Francia durante semanas, en la granja del asesino confeso, en el oeste del país.

Esto te puede interesar: Familia desaparece sin dejar rastro, manchas de sangre la única pista

Pascal y Brigitte Troadec, ambos de 49 años, y sus hijos Sébastien (21 años) y Charlotte (18), residentes en Nantes (oeste) habían desaparecido el 16 de febrero.

Familia Troadec. Foto: AFP
Familia Troadec.
Foto: AFP

Hubert Caouissin, pareja de la hermana de Pascal Troadec, confesó haber matado a los cuatro miembros de la familia por un asunto de herencia.

Esto te puede interesar: Cuñado confiesa asesinato de la familia Troadec por herencia

La policía continuaba registrando este miércoles 8 de marzo la granja de Caouissin en Pont-de-Buis-lès-Quimerch, un pueblo de Bretaña, con la cooperación del sospechoso, indicó el fiscal de la República de Nantes, Pierre Sennès, en un correo electrónico.

Granja de los sospechosos donde se cree fue asesinada la familia. Foto: AFP
Granja de los sospechosos donde se cree fue asesinada la familia. Foto: AFP

Según su propia confesión, fue ahí donde desmembró los cuerpos de las víctimas antes de enterrar una parte y de quemar la otra.

Los agentes también encontraron joyas pertenecientes a los Troadec en la granja.

Caouissin y su pareja, Lydie Troadec, fueron detenidos después de que la policía encontrara rastros de sangre de los fallecidos en su casa de Orvault, cerca de Nantes, situada a 250 kilómetros de la granja de Bretaña.

El homicida confeso fue imputado por asesinatos y afrenta contra la integridad de un cadáver. Y su pareja, sospechosa de haberle ayudado a disimular los cuerpos y a hacer desaparecer algunos indicios, fue inculpada por manipulación de una escena del crimen y ocultación de cadáver.

Un contencioso familiar, iniciado 10 años atrás con un asunto de monedas de oro mal repartidas durante una herencia -cuya existencia aún no ha podido establecerse-, podría ser el móvil del asesinato.

Comentarios

comentarios


ETIQUETAS


RELACIONADOS