ACTUALIDAD

Julio Bevione: “El amor ni se busca ni se encuentra; está en ti”

5 mayo, 2017 Haydee Archila ContraPoder

Si no es el amor la base de las relaciones entonces, ¿entonces qué es? El conferencista y autor argentino Julio Bevione responde a esta interrogante en esta entrevista que concedió a la revista Contrapoder. 

 El comunicador y autor de once libros con temáticas espirituales, ha dedicado parte de su vida a compartir ideas que ayudan a otros a encontrar entendimiento y paz interior. Admite que no es experto en relaciones, pero aun así considera importante abordar esta temática.

“Decidí hablar de esto, porque es básico. La mayoría de problemas a nivel mundial, están basados en relaciones. Y hablo de relaciones entre países, que acarrean problemas sociales y personales. Es un tema fuerte para todos, especialmente en Latinoamérica”, explica   vía telefónica.

via GIPHY

¿Por qué hacer énfasis en las relaciones, en este momento de la vida, en el que la tecnología nos ha dejado por un lado la convivencia física y cercana?

No, noo… La tecnología no tiene nada que ver. Esa es una opinión de gente del viejo mundo, que no puede entender que el nuevo mundo ya está aquí. Si cenamos y somos pareja, y estamos en el teléfono, el problema no es la tecnología, es que no supimos conectarnos. Porque si hubiéramos sabido conectarnos, no tendríamos el teléfono en la mano.

No podemos dispersarnos en buscar soluciones donde los problemas no están. No es la tecnología, lo que pasa es que no nos hemos educado para el amor. Las relaciones llegan para sacar lo peor de ti, para dejar en evidencia tus miedos, para mostrarte lo que no querías ver… Cuando empezamos a entender el propósito de las relaciones y cómo funcionan, se hacen más fáciles.

via GIPHY

Además de lo físico, ¿qué es lo que se debe ver en una persona? ¿Qué hay más allá de eso, cómo lo podemos distinguir?

Empecemos por el problema. Si es que nos distraemos por lo físico, no tomemos decisiones hasta que no se nos pase el enamoramiento. Es decir, si vas caminando por una calle, ves una casa y la compras de inmediato, después que te mudas, la miras bien y decides que no es lo que querías. Entonces, ¿para qué te la compraste? Eso nos pasa con las relaciones.

Como lo físico nos encanta, creemos que es suficiente para sostener una relación. Aguantémonos, no decidamos un compromiso si aún estamos enamorados de lo físico. Ahora, cuando empezamos a trascender lo físico –porque eso pasa rápido–, aparece el desafío del amor.

via GIPHY

Uno de los males de nuestro tiempo es que queremos todo ya, y el amor genera y necesita esfuerzo. No es un trabajo doloroso, al contrario, porque lo que se te paga por hacer el trabajo del amor, es una inversión multiplicada que nadie puede darte. Hacer el trabajo del amor hace que logres estar en paz y ser feliz con una persona. Eso no se puede comprar. No hay que ilusionarse con esta primera etapa, hay que disfrutarla. Cada vez dura menos, mientras más consciente es uno. El compromiso del trabajo del amor, ni siquiera es con la otra persona, aunque se refleje en ella.

¿El amor se encuentra o hay que buscarlo?

Ni se encuentra ni hay que buscarlo, porque no se perdió. El amor está en ti. Las personas que van a tener relaciones contigo, algunas se encuentran y otras hay que buscarlas. En esto no hay reglas.

Te puedo garantizar algo que si cualquier persona tiene suficientemente clara la idea del amor, es imposible que no esté rodeada de personas que quieran estar con ella. Lo que más se necesita ahora, son personas amorosas. Entonces, la mejor forma de ser el mejor candidato, no es salir a buscar al candidato, sino transformarse en el mejor candidato, para que puedas elegir. Si eso lo tuviéramos claro, pues el mundo cambiaría completamente en la forma en la que buscamos relaciones.

via GIPHY

 

5 ideas para relacionarnos en paz

– El amor es un trabajo, no es una bendición. Es como cualquier energía que necesita trabajarla.

– La aceptación es la solución a la mayoría de problemas en las relaciones. Cuando aceptamos al otro, tal como es, los problemas se caen, porque la base de los problemas es que queremos que el otro sea o haga algo diferente.

– Nunca nos enojamos por la razón que creemos. Cuando nos enojamos con alguien, es porque alguien nos muestra algo de nosotros.

– Nadie nos abandona. El sufrimiento que genera el abandono tiene que ver, no tanto con la persona que se va, sino con el espacio que esa persona me deja, y al ver ese espacio, me doy cuenta cuánto tiempo hace que yo no me miraba.

– Todas las historias de amor tienen final, pero no necesariamente es el final de la relación, es el comienzo de otra etapa.

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS