Canal Antigua

Somos información

Pandemia es drásticamente diferente para los niños

5 minutos de lectura
Si bien el aumento en la variante delta coincide con un aumento en los casos entre los niños, no se dirige selectivamente ni los afecta de manera desproporcionada, dijo Xiaoyan Song, directora de Control de Infecciones y Epidemiología en el Hospital Nacional de niños, en Washington.

CNN en español

Los niños regresan al aula para otro año escolar pandémico, pero esta vez con la variante delta, más contagiosa, que enferma a más personas. Sobrellevar la escuela de forma segura será más complicado que nunca.

«Todo el mundo sigue reflexionando sobre el año pasado y diciendo: ‘Oh, lo sobrellevamos en la escuela el año pasado, así que lo podremos sobrellevarlo este año’, pero este año es drásticamente diferente», dijo el Dr. Aaron Milstone, pediatra especialista en Enfermedades Infecciosas del Johns Hopkins Children´s Center, mientras participaba en el evento del primer día de clases de su propio hijo.

Entre la variante delta y más personas que van a restaurantes, bodas y eventos grandes sin mascarillas que por esta misma época, el año pasado, dijo, los niños enfrentan un mayor riesgo de enfermarse.

«Mucha gente no envió a sus hijos a la escuela el año pasado», dijo Milstone. «Este año, hay mucha más actividad y mucha más densidad de personas que se reúnen, y muchas de esas personas no están vacunadas y son susceptibles a un virus que se está propagando rápidamente a través de esa población».

Las mascarillas y una mejor ventilación en el aula pueden ayudar a proteger a los niños, pero para reducir aún más el riesgo, los adultos tendrán que dar un paso adelante, dicen los expertos. Más personas necesitan vacunarse y más adultos necesitan reducir su exposición al virus.

A medida que el covid-19 aumentó recientemente en la población, los casos y las hospitalizaciones entre los niños «aumentaron exponencialmente». Están en su número más alto desde el invierno, dijo el martes la Academia Estadounidense de Pediatría.

Los hospitales esperan no solo más pacientes con covid-19, sino también un aumento en los casos de gripe y pacientes con otras enfermedades respiratorias. Ya están tratando a una ola temprana de pacientes con virus respiratorio sincitial (VSR), después de que todas estas enfermedades estuvieron en gran parte ausentes el año pasado cuando más personas se quedaban en casa.

La pandemia y el surgimiento de otros virus respiratorios ya han traído una «tensión sin precedentes» a los 220 hospitales de niños representados por la Asociación de Hospitales Pediátricos, escribió el CEO, Mark Wietecha, al presidente Joe Biden, el jueves pasado, en una carta pidiendo ayuda.

«Puede que no haya suficiente capacidad de camas o personal experto para cuidar a los niños y las familias necesitadas», decía la carta.

La variante delta no ayuda, pero no es la única razón por la que más niños están enfermos

Si bien el aumento en la variante delta coincide con un aumento en los casos entre los niños, no se dirige selectivamente ni los afecta de manera desproporcionada, dijo Xiaoyan Song, directora de Control de Infecciones y Epidemiología en el Hospital Nacional de niños, en Washington.

«Es muy contagioso», dijo Song. Pero el aumento de casos no es solo entre los niños.

«El aumento en el número de niños se puede atribuir al aumento en el número de adultos», dijo Song.

Hablando en una sesión informativa de covid-19 en la Casa Blanca, el jueves, la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés), la Dra. Rochelle Walensky, dijo que una nueva investigación –que se publicará este viernes– muestra que los casos en niños y adolescentes, de 17 años o menos, aumentaron casi diez veces desde finales de junio hasta mediados de agosto.

Pero, los niños no parecen tener una enfermedad más grave.

«Aunque estamos viendo más casos en niños y más casos en general, estos estudios demostraron que no hubo un aumento en la gravedad de la enfermedad en los niños», dijo. «En cambio, más niños tienen covid-19 porque hay más enfermedades en la comunidad».

Dado que los síntomas pueden tardar unos días en desarrollarse, dijo Song, es difícil diferenciar claramente cuando los niños contraen covid-19 en la escuela o si están expuestos en reuniones familiares y actividades sociales.

En Inglaterra, cuando la variante delta se convirtió en la cepa más prevalente en el Reino Unido, los investigadores observaron el número de infecciones en las escuelas y encontraron que no había más de las que había con el virus original, según un estudio publicado en agosto.

Lo que pueden hacer los padres para mantener seguros a sus hijos

Song sugiere que una de las formas más fáciles en que los padres pueden ayudar a mantener las infecciones fuera de la escuela es hablar con sus hijos todos los días para ver cómo se sienten y mantenerlos en casa si están enfermos.

«El punto es asegurarnos de hacer esto antes de que suban al autobús escolar», dijo Song. «Si todos los padres hacen su debida diligencia y el niño se ve muy bien y todo es normal, antes de que se despidan de los niños en el autobús escolar o antes de que los dejen, tendremos una transmisión muy, muy, mínima en el colegio.»

Cuando los niños van a la escuela, deben usar mascarillas en el interior, mantener la distancia física de los demás y lavarse las manos con regularidad. Las escuelas necesitan una buena ventilación y mantener las superficies limpias. Los maestros y el personal deben estar vacunados y también usar tapabocas.

Fuente: CNN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *