ACTUALIDAD

#ParaPrincipiantes Por estos motivos el Estado puede quedarse con la tutela de un menor

19 marzo, 2017 Coralia Orantes Diario Digital

Luego de la tragedia en el Hogar Seguro Virgen de la Asunción se conoció que al menos el 90 por ciento de los niños que viven en hogares estatales tiene familiares que podrían hacerse cargo de ellos, según el Gobierno de Jimmy Morales, pero ¿cómo llegan estos niños y adolescentes a estos centros?

Acá te contamos por qué motivos el Estado puede quedarse con la tutela de un menor.

De acuerdo a Abner Paredes, defensor de la Juventud de la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH), el Estado puede ordenar medidas de protección a los niños si considera que es vulnerable. No todas las medidas tienen que ver con ordenar que centros se queden con la tutela de los menores.

¿Por qué se los llevan?

Hogar Seguro fue inaugurado en la administración de Álvaro Colom. Foto: Cortesía.
Hogar Seguro fue inaugurado en la administración de Álvaro Colom. Foto: Cortesía.

Estos son los motivos por los que se ordena que un niño o adolescente ingrese a una casa hogar:

  1. No existen las condiciones y capacidades de parte de los padres para dar atención a sus hijos (económicamente, por ejemplo).
  2. Se vulneran sus derechos (maltrato, violencia sexual, etc).

La Ley de Protección Integral de Niñez y Adolescencia es más específica y refiere que los menores también pueden quedar bajo el resguardo del Estado en casos de:

  1. Trabajo infantil
  2. Negligencia
  3. Discriminación
  4. Marginación
  5. Explotación
  6. Violencia
  7. Crueldad
  8. Opresión


A diferencia de lo que se podría pensar, la carencia material o de recursos para mantener a los hijos “no constituye motivo suficiente para la pérdida o la suspensión de la patria potestad”, refiere la Ley en el artículo 21. En estos casos su familia deberá de recibir asistencia de parte del Estado para que pueda desempeñar sus funciones en temas de crianza y cuidado.

Según Paredes antes de enviar a los menores de edad a una casa hogar la Procuraduría General de la Nación (PGN) debe de buscar si existen familiares que puedan y quieran hacerse cargo a través de investigaciones de trabajadores sociales de la institución.  “La institucionalización debe de ser el último recurso”, indicó.

¿En el hogar por rebeldía?

Lilian Palencia, izquierda, tía de una de las menores trasladadas del hogar continua en su búsqueda. Foto: Fabricio Alonzo/ Diario Digital.
Lilian Palencia, izquierda, tía de una de las menores trasladadas del hogar continua en su búsqueda. Foto: Fabricio Alonzo/ Diario Digital.

Muchos de los padres se presentaron ante los jueces de niñez para quejarse de que sus hijos eran rebeldes, por eso los enviaron a hogares, dijo el Defensor de la Juventud, en esos casos existe una corresponsabilidad, agregó.

Para abordar los problemas de la adolescencia se necesitan escuelas para padres y atención psicológica, tanto a los menores como a sus progenitores, y reforzar el trabajo familiar y el diálogo, explicó Paredes.

Foto: Anamaría Arroyo.
Foto: Anamaría Arroyo.

“Muchos padres creen que encerrando a los niños se van a componer”, dijo Norma Cruz, de Fundación Sobrevivientes (FS), quien agregó que no es necesario pedir que los metan a centros sino que  el acompañamiento y las terapias dan buenos resultados, además de la apertura y el diálogo.

ComillasEl niño no tiene que irse de casa, es preferible que esté con la mamá, pues son arrancados de su dinámica cotidiana”, concluyó.

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS