ACTUALIDAD

Tendrás que tragarte toda la pastilla, crean píldora electrónica

14 noviembre, 2017 Agence France-Presse

Con el objetivo de determinar la hora y la fecha de la ingesta de un medicamento, Estados Unidos autorizó la comercialización del primer comprimido electrónico.

Las autoridades federales del país americano, pretenden así tener una herramienta que indique si un paciente ha tomado su tratamiento y cuándo.

¿Cómo funciona?

Un sensor insertado en la pastilla emite una señal que permite determinar la hora y la fecha de la ingesta del medicamento, informó la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) en un comunicado.

Este sistema de rastreo ha sido autorizado para un tratamiento contra la esquizofrenia, la manía aguda y el trastorno bipolar.

Se trata del aripiprazol, comercializado bajo el nombre de Abilify desde 2002. La versión electrónica se llama Abilify MyCite.

via GIPHY

Una vez que se ingiere, el sensor de la pastilla, compuesto de cobre, magnesio y sílice, produce una señal eléctrica al entrar en contacto con los líquidos del estómago.

Después de unos minutos, este impulso eléctrico es captado por un receptor ubicado en un parche pegado a la caja torácica.

El parche, que debe reemplazarse cada semana, transmite entonces la información a una aplicación que permite a los pacientes comprobar la ingestión del medicamento en su teléfono celular.

Los pacientes también pueden hacer que sus médicos accedan a este sistema por medio de una página de internet.

“Poder rastrear la toma de medicamentos recetados puede ser útil para algunas personas con enfermedades mentales”, dijo el doctor Mitchell Mathis, director de la división de tratamientos psiquiátricos del Centro de Investigación y Evaluación de Medicamentos de la FDA.

via GIPHY

Pero la agencia de medicamentos señala que este sistema de trazabilidad aún no ha demostrado su capacidad para mejorar la toma regular de medicamentos.

Abilify MyCite es comercializado por el grupo farmacéutico japonés Otsuka Pharmaceutical Co. mientras que el sensor y el parche son fabricados por la firma estadounidense Proteus Digital Health.

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS