ACTUALIDAD

La Torre Eiffel será cubierta por un cristal a prueba de balas

9 febrero, 2017 Agence France-Presse

La Torre Eiffel estará rodeada antes de que acabe este año por un muro de cristal de 2.50 metros de altura para reforzar la seguridad y protegerla de posibles ataques, en el marco de un dispositivo amplio y más estético.

El muro, que costará unos 20 millones de euros y fue desvelado este jueves por el periódico Le Parisien, sustituirá las barreras actuales instaladas desde la Eurocopa de fútbol 2016, indicó la alcaldía parisina.

“Vamos a sustituir las rejas metálicas en los ejes norte y sur de la torre por paneles de cristal, que permitirán a los parisinos y a los visitantes recuperar una vista agradable del monumento desde el Campo de Marte y el puente de Iena”, dijo en un comunicado Jean-François Martins, adjunto de Turismo de la alcaldesa socialista Anne Hidalgo.

Será una “valla antibalas que rodeará la mayor parte de los jardines de la Torre Eiffel”, indicó por su parte Bernard Gaudillère, presidente de la sociedad que gestiona el monumento.

A solicitud de la Prefectura de policía, la entrada se hará a través de los jardines que rodean a la torre, “nuestra voluntad es lograr un verdadero paseo paisajista, con controles más fluidos, que mejore el confort de los visitantes y simplifique su circulación”, añadió el edil.

Las rejas tradicionales que rodean parques y jardines serán instaladas en otros dos ejes de acceso.

“La situación de riesgo terrorista sigue siendo elevada en París y los lugares más expuestos, entre ellos la Torre Eiffel, necesitan medidas de seguridad especiales”, subrayó Martins.

El nuevo sistema servirá para evitar intrusiones y que individuos o vehículos puedan entrar en la explanada. El objetivo es que las obras estén terminada antes de que acabe el año.

La explanada será ampliada e incluirá los dos jardines y pequeños lagos que circundan la estructura metálica.

Fotografía: AFP
Fotografía: AFP

El proyecto tiene opositores 

“Estamos en la fase de llamado a ofertas”, dijo Martins, precisando que los Arquitectos de los Edificios (monumentos) de Francia son consultados. El proyecto elegido necesitará la aprobación de la Comisión de sitios y el ministerio del Medio Ambiente.

“Desde el punto de vista de la inserción patrimonial, no se puede construir lo que sea”, explicó.

El proyecto forma parte de un amplio plan de 300 millones de euros (US$ 320 millones), anunciado el mes pasado, para reforzar la seguridad y mejorar las instalaciones para recibir a los visitantes de la famosa torre.

La Torre Eiffel, inaugurada durante la Exposición Universal de 1889, se ha convertido en un emblema de París y el monumento con entrada pagada más visitado del mundo. Recibe seis millones de visitantes por año.

En 2015 y 2016, Francia fue golpeada por una serie de atentados yihadistas que dejaron 238 muertos y cientos de heridos, muchos de ellos en París.

Atentado en París deja centenares de personas muertas

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS