ACTUALIDAD

Servicios privados de seguridad

30 noviembre, 2018 Redaccion Canal Antigua

Este basa su legitimidad en la legalidad; el uso de la violencia física puede darse en un contexto de normas que lo regulen y si es concedida a otras ‘asociaciones’ en función de los objetivos del Estado, será en el marco del respeto a la ley y la generación de medidas de control.

La seguridad privada es una tendencia en aumento a nivel global y sus razones son las siguientes:

El incremento de la delincuencia en muchos países y un deterioro de la percepción sobre la seguridad.

Los insuficientes recursos del Estado en general y en particular de la policía, para prestar los servicios que exige la sociedad para su seguridad

La concesión a la persona privada por parte del Estado, de su función de garante de la seguridad, abriendo el espacio al desarrollo de la industria de la seguridad privada.

En Guatemala, la regulación se da través del Decreto Legislativo 52-2010, Ley que Regula los Servicios de Seguridad Privada siendo sus principios:

Los servicios de seguridad privada están contenidos en la materia constitucional de la seguridad.

La regulación como control y fiscalización, se da en términos que el servicio de seguridad privada no es una actividad privada como cualquier otra, ya que está  relacionada con el bien constitucional de la seguridad.

El servicio regulado si bien es de carácter privado y lucrativo, no está fuera de las dinámicas del Estado, por lo que estos servicios deben estar bajo los mecanismos de control de las estructuras ilegales de seguridad.

La normativa que regula las acciones de los servicios de seguridad privada, no solo respeta la ley vigente en Guatemala, sino además debe buscar el beneficio de los derechos humanos, en el plano personal y colectivo.

Estos principios expresan el rol de control del Estado, no como regulación de una ‘actividad privada’ con fines de lucro, pues la ley no la trata como una simple ‘actividad  mercantil’, sino como una ‘actividad de seguridad’, ya que está relacionada directamente con la organización del Estado para proteger a la persona, la familia y sus bienes.

Para lograr esto, la ley crea la Dirección General de Servicios Seguridad Privada (DIGESSP) del Ministerio de Gobernación, que tiene el rol rector del control del sector de los servicios de seguridad privada.

Para el logro de este propósito es necesario entonces establecer prioridades que deben ser atendidas, los objetivos que se desea alcanzar y acciones estratégicas que lo harán viable; ya que, de no ser así, el Estado no solo pierde el control, sino que se crean condiciones donde podrían crearse, constituirse y operar, cualquier cantidad de grupos paralelos de seguridad.

Por Francisco Jiménez

Comentarios

comentarios



RELACIONADOS